Para todos aquellos que no tenemos mucha habilidad ni imaginación para decorar tortas, aquí les dejo tres propuestas que encontré en base a simplemente bizcochuelo relleno de dulce. Yo realizé esta del conejo para mi hijito y la llevamos al jardín para festejar con sus compañeritos, claro al ser doble alcanzó para los 30 chiquitos. El resultado: maravilloso! les llamó muchísimo la atención y al ser simple en su sabor no quedó ni para muestra….. Aquí van las tres:

Ingredientes:
bizcochuelos del sabor deseado: 2 redondos del mismo tamaño ( entre 24 a 26 cm. de diámetro)
dulce de leche para rellenar: 750 grs
claras: 8
azúcar: 24 cucharadas.
Chocolate para taza: 80 grs
Colorante vegetal color rojo.
ó coco rallado blanco y rosa.


Preparación:
Preparar los bizcochuelos si es posible el día anterior. Rellenar humedeciendo con almíbar si se desea ( ver recetas auxiliares) y dulce de leche. Dejar reposar para facilitar cuando los cortemos. Uno lo cortamos en un aro de 3 cm. y este aro en 8 partes iguales, el centro reservar entero. El otro cortamos un cuadrado y los 4 arcos que quedan son las orejitas.
Armar sobre fuente o cartón que podamos trasladar, el conejo de la siguiente manera. El cuadrado es el cuerpo, el círculo la cabeza. Los 4 arcos las orejitas, y las 8 partes superpuestas forman las patitas. Todas estas partes se unen con un poco de dulce de leche.
Batir las claras con las cucharadas de azúcar a baño María hasta obtener un merengue firme. Seguir batiendo fuera del baño hasta que se enfríe. Separar una taza de merengue y agregarle unas gotas de colorante para obtener el color rosa. Cubrir toda la torta con el merengue blanco, utilizar una espátula de borde redondo para formar el pelito del conejo o con manga y boquilla rizada. Dibujar las patas, las orejas y la panza con el merengue rosa. Derretir a baño María el chocholate y dibujar la cara, y el ombligo.
Nota:Otra variante es bañar la torta con merengue y espolvorear con coco rallado blanco y rosa.

865 total views, 1 views today